Marlène Rubinelli

Marlène descubrió el circo a los 23 años, a la vuelta de un camino que la había llevado a una licenciatura de español. Abandonó Barcelona para ingresar en el Centro nacional de las artes del circo (Cnac) en Châlons-en-Champagne. Una vez egresada, montó con Marc Pareti un dúo original de trapecio de balance. Sobre su trapecio, parte integrante de su identidad carnal, cultivó el deseo loco de alcanzar una fluidez que desligue la fuerza en energía, que la transforme en vínculo con el otro.

También es Acróbata, descubrió el volteo en banquina y profundizó la técnica de los portés y del trampolín. Colaboró con Anomalie, Chloé Moglia, Pierrot Bidon / les studios de cirque de Marseille y participó en varios cortometrajes dirigidos por Delphine Lanson y Jambenoix Mollet.

Animada por el deseo del movimiento y por un impulso intuitivo, observa las transformaciones del cuerpo, busca el despojo de las pieles, investiga los sedimentos humanos

En 2013, creó Maalâm: en este solo de trapecio y de lanzamiento de cuchillo, secciona la cuestión femenina y sus entrañas, abre al concepto de encierro. De allí, nació un proyecto transversal, que puso en práctica en el medio carcelario y en el hospital psiquiátrico (2015-2016).

En 2016, la nómada puso en escena la promoción egresada de Codarts - Rotterdam y trabaja en la próxima propuesta colectiva de AOC que pondrá en escena en 2018.

Share